Tensión en el mundo: Putin amenaza con su arsenal nuclear

Rusia y Ucrania: ¿presionará Putin el botón nuclear?

Comenzaré con una admisión. Muchas veces he pensado: “Putin nunca haría esto”. Después, él va y lo hace.

“¿Sin duda, él nunca se anexionaría Crimea?”. Y lo hizo. “Nunca empezaría una guerra en el Donbás”. Lo hizo. “Nunca lanzaría una invasión a gran escala de Ucrania”. Lo ha hecho.

Llegué a la conclusión de que la frase “nunca lo haría” no se aplica a Vladimir Putin. Y eso plantea una pregunta incómoda:

“Él nunca sería el primero en presionar el botón nuclear. ¿O sí?”.

No es una pregunta teórica. El líder de Rusia acaba de poner a las fuerzas nucleares de su país en alerta “especial”, quejándose de las “declaraciones agresivas” sobre Ucrania por parte de los líderes de la OTAN.

Escucha atentamente lo que el presidente Putin ha estado diciendo. El jueves pasado, cuando anunció en la televisión su “operación militar especial” (en realidad, una invasión a gran escala de Ucrania), hizo una advertencia escalofriante:

“A cualquiera que considere interferir desde el exterior: si lo hace, enfrentará consecuencias más grandes de las que haya enfrentado en la historia”, dijo.

El “amo del planeta”

“Las palabras de Putin suenan como una amenaza directa de guerra nuclear”, cree el premio Nobel de la Paz Dimitri Muratov, editor en jefe del periódico Novaya Gazeta.

“En ese discurso televisivo, Putin no estaba actuando como el amo del Kremlin, sino como el amo del planeta”, afirma.

“De la misma manera que el dueño de un auto reluciente presume haciendo girar su llavero en el dedo, Putin estaba haciendo girar el botón nuclear”.

“Las palabras de Putin suenan como una amenaza directa de guerra nuclear”, dice el premio nobel de la Paz ruso Dimitri Muratov.

“Ha dicho muchas veces: ‘si no hay Rusia, ¿por qué necesitamos el planeta?’. Nadie ha prestado atención. Pero esta es una amenaza de que si Rusia no es tratada como él quiere, entonces todo será destruido”, indica Muratov.

En un documental de 2018, el presidente Putin comentó que “… si alguien decide aniquilar a Rusia, tenemos el derecho legal de responder. Sí, será una catástrofe para la humanidad y para el mundo. Pero soy ciudadano de Rusia y su cabeza de Estado. ¿Por qué necesitamos un mundo en el que no esté Rusia?”.

Avancemos rápido hasta 2022. Putin ha lanzado una guerra a gran escala contra Ucrania, pero las fuerzas armadas ucranianas están oponiendo una fuerte resistencia.

Las naciones occidentales se han unido, para sorpresa del Kremlin, para imponer sanciones económicas y financieras potencialmente perjudiciales contra Moscú.

Es posible que se haya puesto en duda la existencia misma del sistema de Putin.

“Putin está en un aprieto”, cree el analista de defensa radicado en Moscú Pavel Felgenhauer.

“No le quedan muchas opciones, una vez que Occidente congele los activos del Banco Central ruso y el sistema financiero de Rusia realmente implosione, eso hará que el sistema sea inviable”.

“Una opción para él es cortar el suministro de gas a Europa, con la esperanza de que eso haga que los europeos den marcha atrás.

“Otra opción es explotar un arma nuclear en algún lugar sobre el mar del Norte entre Reino Unido y Dinamarca y ver qué pasa”, señala Felgenhauer.

Si Vladimir Putin eligiera una opción nuclear, ¿alguien en su círculo cercano intentaría disuadirlo? O ¿tratarían de pararlo?

“Las élites políticas de Rusia nunca están con la gente”, dice el premio Nobel Dimitri Muratov. “Siempre se ponen del lado del gobernante”.

Y en la Rusia de Vladimir Putin el gobernante es todopoderoso. Este es un país con pocos controles y equilibrios; es el Kremlin el que manda.

“Nadie está listo para enfrentarse a Putin”, dice Pavel Felgenhauer. “Estamos en un lugar peligroso”.

La guerra en Ucrania es la guerra de Vladimir Putin. Si el líder del Kremlin logra sus objetivos militares, el futuro de Ucrania como nación soberana estará en duda.

Si se percibe que está fallando y sufre muchas bajas, lo que se teme es que eso pueda llevar al Kremlin a adoptar medidas más desesperadas.

Especialmente en ese caso, el “nunca lo haría” dejaría de aplicarse.

Línea

¿Cómo ha reaccionado Occidente?

Después de que Vladimir Putin declaró el domingo que ponía sus fuerzas nucleares en “alerta especial”, un estado que recuerda algunos de los momentos más peligrosos de la Guerra Fría, algunos países de Occidente reaccionaron a la declaración.

El secretario de Defensa de Reino Unido, Ben Wallace, dijo que Putin se ha involucrado en una “batalla de retórica” para “recordarle al mundo” que tiene un elemento disuasorio: sus armas nucleares.

“No vemos ni reconocemos, en el tipo de frase o el estatus que describió, algo que sea un cambio de la postura nuclear que tiene actualmente”, le dijo Wallace a la BBC.

“Esto se trata principalmente de que Putin lo pone sobre la mesa solo para recordarle a la gente, recordarle al mundo, que tiene un elemento disuasorio”.

El secretario de Defensa dijo que Reino Unido también es una potencia nuclear y que su disuasión había “mantenido nuestra seguridad durante décadas”.

“Inaceptable”

Por su parte, Estados Unidos calificó la declaración como una “escalada totalmente inaceptable” de las tensiones.

“El presidente Putin continúa intensificando esta guerra de una manera totalmente inaceptable, y tenemos que continuar condenando sus acciones de la manera más enérgica posible”, le dijo Linda Thomas-Greenfield, embajadora de EE.UU. ante la ONU al programa Face the Nation de la cadena CBS.

Pero Thomas-Greenfield indicó que “no le sorprende” que Putin haya amenazado con preparar las fuerzas nucleares de Rusia, ya que, dijo, el líder ruso “ha intentado por todos los medios posibles infundir miedo en el mundo con su acción”.

“Simplemente significa que tenemos que aumentar nuestros esfuerzos aquí en Naciones Unidas y en otros lugares para hacerlo responsable”, declaró.

Fuente bbc.com

Tensión en el mundo: Putin amenaza con su arsenal nuclear

Subido por Meganoticias

Impactos: 9

Deja una respuesta

Abrir chat
Llegué a la conclusión de que la frase "nunca lo haría" no se aplica a Vladimir Putin. Y eso plantea una pregunta incómoda: "Él nunca sería el primero en presionar el botón nuclear. ¿O sí?".