Los Veintisiete decidirán en enero si aceptan presos de Guantánamo

25 de dic (Bruselas/Agencias)

La acogida de presos de Guantánamo en Europa debe ser objeto de una acción concertada entre los países europeos, según Francia y Alemania, aunque Holanda y Dinamarca ya advirtieron que no aceptarán reclusos de la polémica base estadounidense en Cuba. El tema será tratado el 26 de enero, seis días después de que Barack Obama jure como presidente de EE.UU., por los ministros de Exteriores comunitarios en un consejo ordinario en Bruselas.

España, oficialmente, aún no ha hecho pública su postura, aunque fuentes gubernamentales han filtrado a la prensa que Rodríguez Zapatero aceptará acoger a los detenidos, previo acuerdo con los Veintisiete, mientras que otras fuentes apuntan a que Exteriores analizará las peticiones cuando lleguen y será caso por caso.

La idea de que Europa recibiera a los presos de la cárcel que Obama se ha impuesto cerrar antes de dos años fue lanzada a principios de mes por el ministro de Exteriores portugués, Luis Amado. El portavoz del Departamento de Estado norteamericano, Sean McCormack, y la secretaria de Estado, Condoleezza Rice, se congratularon por la iniciativa de Amado.

No obstante, otros países europeos se mostraron más prudentes ante tal eventualidad.

El Gobierno de París insistió en que la recepción de prisioneros de la base estadounidense en Europa debe ser sometida a consultas y obtener «una respuesta concertada» de los europeos, en declaraciones de Eric Chevallier, portavoz del ministro Bernard Kouchner, después de aclarar que Francia se congratula del deseo de Obama de cerrar Guantánamo.

El lunes, el Gobierno alemán indicó que podría estudiar la posibilidad de acoger a prisioneros de la base, pero solo después de la partida del presidente George W. Bush, y en el marco de una acción concertada con los otros países de la Unión Europea.

Holanda, Suecia y Dinamarca

En cambio, Holanda señaló el miércoles que no recibirá a presos de Guantánamo. «Si ellos ya no deben ser juzgados pero no pueden volver a su patria, esa es fundamentalmente la responsabilidad del país que los arrestó y los encarceló: Estados Unidos», destacó un portavoz de la cancillería holandesa.

Dinamarca ya descartó esta posibilidad a finales de noviembre, alegando que determinados prisioneros podían representar «una amenaza potencial de seguridad», según el canciller Per Stig Moeller.

«EE.UU. tiene la responsabilidad de sus prisioneros», declaró por su parte la portavoz de Exteriores de Suecia, Miriam Mannbro, precisando que no había recibido ninguna solicitud oficial de Washington.

 

Impactos: 0

Deja una respuesta