Amnistía Internacional / Barack Obama

Estados Unidos: Amnistía Internacional pide al presidente electo, Barack Obama, que dé prioridad a los derechos humanos en su labor de gobierno

Londres.- Amnistía Internacional ha instado hoy al presidente electo de Estados Unidos, Barack Obama, a que muestre un verdadero liderazgo dando prioridad a los derechos humanos en su gobierno. La organización pide al nuevo gobierno que tome medidas concretas en sus primeros 100 días para demostrar que Estados Unidos se compromete seriamente a cumplir sus obligaciones internacionales.

En los 100 primeros días de presidencia, Amnistía Internacional pide al nuevo gobierno que:

·    anuncie un plan y una fecha para el cierre del centro de detención de Guantánamo;
·    emita una orden ejecutiva, aplicable a todos los agentes estadounidenses, que prohíba la tortura y otros malos tratos, de conformidad con el derecho internacional;
·    garantice la creación de una comisión independiente encargada de investigar los abusos cometidos por Estados Unidos en el marco de su guerra contra el terror.

Estas peticiones forman parte de una “lista de control” que contiene las acciones que Amnistía Internacional insta al nuevo presidente de Estados Unidos a emprender en sus 100 primeros días de mandato.

“El presidente electo debe romper nítidamente con las políticas y prácticas de detención adoptadas por el anterior gobierno. Millones de personas, entre ellas políticos y líderes religiosos de Estados Unidos y del resto del mundo, reclaman un cambio de rumbo. Ha llegado la hora de hacer realidad este cambio”, ha afirmado Irene Khan, secretaria general de Amnistía Internacional.

“Barack Obama deberá deshacer los daños que han causado las acciones ilegítimas que el gobierno estadounidense ha cometido en nombre de la seguridad nacional tanto en el país como en el extranjero”, ha declarado Larry Cox, director ejecutivo de Amnistía Internacional Estados Unidos.

“Las políticas gubernamentales estadounidenses de los ocho últimos años han vulnerado los derechos básicos de miles de personas, han dañado la credibilidad de Estados Unidos en materia de derechos humanos y han tensado las relaciones diplomáticas. Ahora que el mundo entero está mirando a Estados Unidos con motivo de la elección del presidente y del Congreso, ha llegado el momento de que el país se comprometa a cumplir con sus obligaciones internacionales y a que el Estado de derecho sea el fundamento de sus políticas.”

Amnistía Internacional también insta a Barack Obama a impulsar políticas que fomenten el respeto de los derechos humanos internacionalmente reconocidos. El gobierno estadounidense debe asimismo liderar con principios las iniciativas destinadas a acabar con las atrocidades masivas cometidas contra la población en lugares como Darfur, a poner fin a la violencia continuada contra las mujeres y las niñas, tanto en Estados Unidos como en el resto del mundo, y a apoyar a los defensores y defensoras de derechos humanos así como el sistema de justicia internacional, con la Corte Penal Internacional como eje.

“Los derechos humanos deben integrar toda política, acción o cuestión adoptada por el nuevo presidente y su gobierno”, ha dicho Larry Cox. “Aunque la actual coyuntura económica dominará gran parte del debate público y de la agenda internacional, también será prioritario contar con un programa sólido y vigilante de derechos humanos. Nunca estará de más insistir en la importancia de cambiar radicalmente el legado de abusos contra los derechos humanos que ha dejado Estados Unidos.”

“El nuevo gobierno debe centrarse en enderezar algunas de las injusticias cometidas por el gobierno de George W. Bush y en restaurar el papel de Estados Unidos como defensor de los derechos humanos, tanto dentro como fuera de sus fronteras”, ha declarado Irene Khan.

En los 100 primeros días del nuevo gobierno, Amnistía Internacional movilizará a su membresía y a sus simpatizantes, en Estados Unidos y en el resto del mundo, para instar al presidente de Estados Unidos y al Congreso a que tomen medidas de inmediato para demostrar su compromiso con los derechos humanos y para abordar con urgencia asuntos acuciantes, tanto dentro como fuera del país.

Nota para periodistas
Amnistía Internacional ha solicitado una entrevista inicial con el presidente electo, Barack Obama, para hablar sobre la agenda de derechos humanos del nuevo gobierno.

Si desean ver la “lista de control” completa, consulten: www.es.amnesty.org

/// FIN

Gabinete de prensa de la Sección Española de Amnistía Internacional
Ángel Gonzalo o Rocío Carneros
Telf., 91 310 12 77 ó 630 746 802

Documentos y comunicados de prensa
www.es.amnesty.org

Impactos: 0

Un comentario de “Amnistía Internacional / Barack Obama

  1. Rafael del Barco Carreras dice:

    OBAMA

    Rafael del Barco Carreras

    Si la culpa de que un selecto grupo político-funcionario-empresarial haya succionado todo el dinero español en macabra orgía de inversión y corrupción sin más objetivo que “llevárselo de los bancos y cajas” abocando al País a la peor crisis financiera jamás conocida, en versión oficial, es de los americanos y su crisis, ahora, por arte de birlibirloque, la solución, la esperanza, surge de que allí han elegido un presidente negro, presuntamente de izquierdas, que ni es negro… ni de esa izquierda, tal como aquí se entiende, ¡si se entiende algo!

    El discurso oficial me pasma, debe ser porque soy un ácrata en política que al único político a quien admiro es al Presidente Suizo porque jamás he sabido ni su nombre ni siquiera de su físico, ni menos si cree o piensa en algo. No me gustan los o las líderes, en todos y cada uno de sus discursos programáticos, por lo demás bastante sencillos, solo entreveo fórmulas para alcanzar el Poder, que en ningún caso va más allá que otorgar, siempre a un reducido grupo de adictos, el dominio de unos pocos sobre la mayoría, el Poder y Dinero.

    Ese señor, negro, medio negro, y de materia gris de Harvard, pagada por su abuela blanca y banquera (a esperar que no sea de los 6.000 bancos que dicen quebrarán si el Estado no ayuda), o sea, un “perfecto americano” cuya imagen encandila a decenas de millones de los más desfavorecidos de sus compatriotas, ni tiene nada que ver con la situación española, o solo, en lo que la agravó su País afectando al nuestro por su cadena de quiebras (que poco más o menos puede compensarse por los capitales americanos perdidos en el crack local), no arreglará absolutamente nada de la cadena de desastres que el crack de la Burbuja Inmobiliario Financiera ha iniciado en nuestro País, por el momento paliado por la masiva inyección de € y el aguante europeo. La misma solución que allí con $ controlados por el Senado. Pero los hábiles demagogos de la Izquierda Española, los forrados por su posición en el Poder, si antes encontraron el referente a sus males, producto de reales fechorías, ahora pretenden jugar con si se desmonta Guantánamo o se retiran del Irak.

    Yo que conocí y sufrí un Guantánamo, o peor, durante tres años en la Modelo de los 80, acusado por el Ayuntamiento Socialista y Progresista de Barcelona, Narcis Serra y Pascual Maragall, y tras el juicio me contenan a los tres años pasados, ver http://www.lagrancorrupcion.com, y que Irak me queda lejos, mucho más que las diarias repercusiones que la situación en España afecta mi pequeño y a ras de suelo entorno, con amigos que quiebran, íntimos en el paro, sueldos y pensiones que crecen un 2.40 y la “vida” mucho más, y con un turbio futuro por delante, no veo que puede hacer Obama. No creo que acabe con la voracidad de nuestras clases dirigentes, ni menos transformar la Justicia en algo parecido a Justicia, ni borrar de la capa de la tierra el Oligopolio Financiero Español… por muchas tropas que retire de Irak ni Guantánamos que desmonte… más allá de alimentar la demagogia…

Deja una respuesta