Ecuador y su desangre de profesionales

ELMERCURIO.COM
2,5 millones de personas se han ido:
Ecuador y su desangre de profesionales

Domingo 23 de marzo de 2008

Jaime Plaza

GDA/El Comercio/Ecuador

Paúl Carrillo parecía que cumplía su objetivo profesional. Hasta hace 
un año y medio, participaba en investigaciones económicas como parte 
del equipo del Banco Central del Ecuador (BCE).

Pero las trabas burocráticas y la falta de incentivos terminaron por 
frustrarlo. Él mismo no desaprovechó una oferta de trabajo en el 
Departamento de Economía de la Universidad George Washington, en 
Estados Unidos.

Así como Carrillo, miles de profesionales ecuatorianos optaron por 
emigrar al exterior. Según un estudio del Instituto Ecuatoriano de 
Estadísticas y Censos (INEC), 1.571.450 ecuatorianos viven en el 
extranjero, aunque hay quienes insisten que son más de 2,5 millones. 
De ellos, el 66% tenía un empleo en varias profesiones y actividades.

Médicos, arquitectos, ingenieros, enfermeras, economistas y profesores
conforman el abanico de profesionales ecuatorianos que han emigrado. 
Se fueron a España, Italia, Alemania, Canadá, Estados Unidos, Chile y 
otros países.

La tesis de maestría en Género y Desarrollo hecha por la doctora Rita 
Bedoya demuestra que sólo en Chile en 2007 trabajaban 1.784 médicos 
ecuatorianos.

Por su parte, Mónica Elizabeth Sánchez decidió acogerse al flujo 
masivo de médicos ecuatorianos hacia Chile, luego que el congelamiento
bancario de 2000 apenas le devolviera la quinta parte de sus ahorros.

Si bien en los casos de Carrillo y Sánchez no migraron por su 
situación económica, la mayoría lo hace en busca de una mejor 
remuneración.

Carrillo, por ejemplo, gana alrededor de US$ 100.000 al año. De ellos,
US$ 60.000 son para su manutención y arriendo de departamento y otros 
US$ 20.000 para pago de impuestos.

Sin embargo, para la mayoría la realidad es distinta. Bedoya descubrió
que, además del gran choque cultural, tienen un sistema de vida más 
exigente y un trabajo más explotado. El campo laboral es muy 
competitivo para los médicos ecuatorianos en Chile, que se suma a una 
fuerte oposición local.

Tampoco tienen alguna protección laboral, pues trabajan a destajo, se 
ven obligados a atender entre 4 y 6 pacientes por hora.

Nueve de cada 10 médicos ecuatorianos en Chile se han convertido en 
los brazos del Sistema de Salud Pública. Además, el 67% está bajo el 
sistema municipal que atiende a los sectores marginales.

Este desangre está cobrando una factura costosa a Ecuador. Según 
Orazio Bellettini, director del Grupo Faro, una ONG dedicada a la 
generación e implementación de políticas públicas, se trata de gente 
emprendedora y con un alto nivel de preparación. De allí que “los 
impactos sean graves, sobre todo porque en Ecuador apenas el 10% de 
ecuatorianos tiene un título universitario”.

Impactos: 0

Deja una respuesta